Nuestro Dios, El Hombre – Antonio Rafael Martínez Muñoz

December 17th, 2018

Título del Libro: Nuestro Dios, El Hombre
Autor: Antonio Rafael Martínez Muñoz

Bajo el cielo y contra la tierra se marcan las pisadas de nuestro dios, el hombre, que se pierden con el paso del tiempo. Sólo se marcan por la razón y no se olvidan tan fácilmente.

Carta de Ro-Ro al autor (aclaratoria para los lectores), y que versa sobre el trastornado tema del ?amor?
RO-RO: “Mi flipado, compasivo y samaritano escritor: paso y pasaré siempre por alto todas esas explicaciones referidas sobre lo que conocemos y desconocemos del desconocimiento conocido, porque no quiero entrar en polémica con mi dios antes de ser lo que todavía no soy, y porque creo que es tema que a pocos pueda interesar -por lo general- en esta estremecedora y especuladora sociedad. Empero y aunque me lo quieras impedir, no voy a dejar pasar el tratar de centrar mi deseo y atinar en el punto negro de la blanca diana de este necesitado capítulo, para poderme quitar el disfraz de acero que sin escrúpulos me has vestido y me voy tirar de nuevo y de plano a la vacía piscina -repleta de pompas guindadas de amor- del endiosado humano, aunque alguna cuaderna, bao, vagra o varenga se me pueda astillar o fracturar. Y no me importa que te importe, porque no veo otra manera de convencerte, sensatamente, en tu tejemaneje de querer hacer ver amor por allí donde el hombre repisa y ultraja; y créeme que yo, así también lo creo y entiendo y aún a pesar de mis escasas cualidades trataré de ayudarte en ese tu difícil y continuo destejer y volver a tejer.¿Recuerdas cómo emprendiste, mecanizaste y liquidaste tu primer libro? Pues aquello que escribiste intitulado Nuestro dios, el hombre se debió, según tu sentir, a la necesidad de mostrar a tus hijas la enorme posibilidad que nos ofrece una mente conocedora y conducente del conocimiento del amor total que toda lo para y que todo lo mueve, y del magnetismo que de nuestro pensamiento se desprende e impregnan las mentes de los demás y que podemos dominar a conciencia a base de unas técnicas sencillas y de fácil influencia sin decencia ni docencia. Elegiste a Manuel, a Juan y a don Mikilo como personajes principales para tu farsa humana teatral -disfrazada en pobre novela-, y de los que te serviste para autentificar al amor humano de los hombres, a pesar del bien y del mal que todos llevamos dentro. Quisiste demostrar con el engaño de un humano -Manuel-, representante común del hombre de a pié, que la mente puede y debe canalizarse con las herramientas necesarias para influir en los demás. Don Juan, peluquero sin alma -que su madre había vendido al demonio antes de nacer-, colaboró con este, don Mikilo, en la burlesca interpretación de hipnotizar a Manuel en aquella robotizada poltrona de peluquero e inyectarle directamente en su mente, unas historias que una servidora, narraba a su hijo Yacht y a su querida amiga Lati, los que mantuve en vilo -junto a los lectores- hasta el final de los relatos, y todo ello, con esa magnética atracción, que me transmitías con tu escritura y en cada una de las palabras que me referías. Si lo logramos o no, es cosa que juzgaran unos y otros, pero las intenciones fueros las mejores que en ti capté y yo relaté. Recordarás también, que estuve par

Adquiere este maravilloso libro de Antonio Rafael Martínez Muñoz,
Nuestro Dios, El Hombre cliqueando aquí.



Uncategorized. You can leave a response, or trackback from your own site.



Leave a Reply

Comment moderation is enabled. Your comment may take some time to appear.

Carpal Tunnel Syndrome - Christmas Gift Best Deals - Ebook Reader Best Deals - Best Project Management Books